04 noviembre 2008

Mal Día

Ayer por la tarde estaba en casa de Miriam y nos subimos a la Camioneta a platicar, siempre dejo el celular sobre el tablero en el velocimetro pero está vez lo deje del lado del copiloto sobre el tablero, al igual que las llaves de Miriam. A las 7:05 de la tarde nos fuimos por Sergito y ahi se quedaron las dos cosas, siempre cierro el vidrio del copiloto cuando anda Miriam conmigo, llegamos por Sergio a la secundaria, se subió y nos regresamos a la casa.
15 minutos más tarde me dijó Miriam que me calentaría la cena y le dije que estaba bien, busque el celular y no lo encontré, le avise y me dijo que le diría a Mundo para que me marcará y encontrarlo más pronto. Yo ya me temía que se había caido cuando Sergito se subió a la camioneta, salió Mundo y me preguntó si ya lo había hallado a lo que le respondí que no, que me marcara y entonces me dijo que ya me había marcado y que le había colgado la llamada. Malo me dije a mi mismo, otra vez se me perdio el celular.
Volvió a marcarme y le volvían a colgar, otra vez y otra vez hasta que una niña le contestó. Mundo le dijó que se le había perdido el celular y la Niña le contestó que se lo había encontrado en la secundaria pero que la pantalla estaba estrellada, Mundo le dijó que si se lo podía entregar y la Niña dijo que si, entonces la Mamá le gritaba a la niña pásamelo, pásamelo.
La Mamá de la niña habló un rato con Mundo y no se que tanto le decía y Mundo le contestaba que si, pero que el celular era de él, entonces al grano, la señora le dijó que le diera algo de dinero a la niña por haberselo encontrado, Mundo le preguntó cuanto y la señora le decía que él lo decidiera, entonces Mundo le dijo que $100.00 y la señora estuvó de acuerdo.
Cuando Mundo me repitió eso me dio tanto coraje con la señora esa que quería tenerla frente a mi para darle su dinero, recuperar mi celular y decirle que si esos eran los principios y la educación que le estaba dando a sus hijos pero pense, para empezar el PENDEJO eres tu Oscar por haber perdido el celular. Total, nos fuimos a buscar la casa de la señora y darle sus 100 pesos a la "Niña" -si como no, seguramente le va a dejar ese dinero a la niña- llegamos, me baje, me dio el celular, Mundo le entregó los $100.00 y la señora nos dijó que la Niña le dijó que el celular lo había aplastado una troca como la mía.
Osea que mi hipotesis fue cierta, el celular se cayó cuando se subio Sergito y no lo oimos, le pase por encima con la camioneta y aunque ustedes no lo crean no le pasó nada excepto que la pantalla no se veía completa, sólo la mitad. Asi es amigos, recibe y hace llamadas, timbra, vibra, en fin, hasta creo que puede tomar fotos, no está cuarteado ni quebrado de ningún lado.
A pesar de que me sentí mejor de saber que tenía de nuevo mi celular en la mano y que podía recuperar toda la información que en el traigo no se me pasó la bilis de saber que tuve que pagar $100.00 por algo que es mio. Por cierto el celular es un Nokia Elegance 6300 y en verdad es muy resistente.
Que futuro nos espera si a nuestros propios hijos desde niños los enseñamos a quedarse con cosas ajenas y pedir dinero si las quieren recuperar, que bueno que se dañó la pantalla porque si hubiera quedado intacto de seguro que le hubiaran quitado el SIM y se hubieran quedado con el como me pasó con el anterior y lo hubieran malvendido más adelante.
Por otra parte, el día de hoy es cumpleaños mi Tio Ernesto al cual aprovecho para Felicitar porque se que lee seguido está página. Tio, Mucha Felicidad, dicha, salud y trabajo, que cumpla muchos años más.
Saludos...

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home